Maneras Sencillas de Manejar y Controlar el Dolor en la Fibromialgia

Dolor generalizado
El dolor de la fibromialgia afecta los músculos, ligamentos y tendones del cuerpo. El dolor también se puede sentir en la bursa, las bolsas que rodean las articulaciones, y que proporcionan a su cuerpo nutrientes, y lubricación para el movimiento.
Todas las personas con fibromialgia sienten dolor en varios puntos sensibles en todo el cuerpo.
Los puntos sensibles se encuentran en los músculos y las articulaciones. Los lugares más comunes son el cuello, los hombros, la parte inferior de la espalda, la cintura, las costillas, las nalgas y las rodillas.

Para algunas personas con fibromialgia, el dolor muscular puede ser bastante debilitante, hasta incapacitar físicamente. 
Para otros, el dolor es leve, y no afecta la vida normal.
La fibromialgia ha sido descrita como profunda, persistente, punzante, palpitante. El dolor también puede causar ardor y hormigueo en la piel.
Para la mayoría de nosotros es un dolor corporal total.
Hacerle frente, y manejar el dolor generalizado
El dolor de la fibromialgia puede controlarse con analgésicos, antidepresivos, anticonvulsivos, ejercicio, fisioterapia y acupuntura.
Es posible que su médico le recomiende analgésicos recetados o de venta libre para reducir la inflamación, minimizar el dolor muscular y ayudarlo a dormir.
Los medicamentos antidepresivos, como Cymbalta, pueden ayudar con el dolor. Hable con su médico acerca de los efectos secundarios, y las formas de minimizarlos.
Los anticonvulsivos, pueden ayudar a reducir su dolor. Lyrica y Gabapentin son los anticonvulsivos más comunes utilizados para tratar la fibromialgia.
El ejercicio puede ser un reto para las personas con fibromialgia, pero la terapia física es una alternativa viable para mejorar su movimiento, y fortalecer sus músculos. Un fisioterapeuta puede crear un programa específico para usted, que pueda usar en su hogar a diario.
La investigación muestra que los pacientes con fibromialgia que participan en clases de yoga tienen menos dolor y fatiga, y mejoran su estado de ánimo. Un estudio internacional de 2014 de la Universidad de Salud y Ciencia de Oregon, Portland, Oregon, EE. UU., encontró que muchas personas con fibromialgia practican yoga, y consideran que es beneficioso y terapéutico.
El yoga incluye estiramientos suaves, ejercicios de respiración y meditación, y la práctica aumenta la fuerza muscular y te enseña a relajarte mejor.
La acupuntura es otra opción para el alivio del dolor de la fibromialgia. 
La práctica consiste en pinchar la piel con agujas para:
•  Promover la autocuración
•  Fomentar el flujo sanguíneo
•  Cambiar cómo responden los neurotransmisores
•  Tratar una variedad de condiciones de dolor crónico
Un estudio publicado en el Journal of Rehabilitative Medicine revela que las personas con fibromialgia que prueban la acupuntura, se benefician con el alivio del dolor hasta por dos años, esto en comparación con aquellos que no la utilizan.
La acupresión es una opción, si no te gustan, o no puedes tolerar las agujas.
Los riesgos de la acupuntura son dolor, hematomas y sangrado leve. Asegúrese de que el acupunturista que elija, tenga licencia para evitar la infección por agujas no esterilizadas.

¡Gracias por leernos!
Por favor comparte

https://healthizfitness.com/feed/
#fibromialgie #fibromyalgie #fibromialgia #Fibromyalgia #fibro #fibrowarrior #vie #vida #life #health #santé #salud

Powered by WPeMatico